BIENVENIDOS AL CLUB DE LECTURA DEL IES J.RODRIGO DE MADRID

Uno es dueño de grandes ideales y de pequeñas lecturas, y las pequeñas lecturas nos definen tanto como nuestros grandes ideales. L. G. Montero



miércoles, 22 de octubre de 2014

Demostración de la existencia de Dios. primer relato de Estaciones de Paso.



En este relato aparece un  diálogo en el que Rafa le habla a Dios como si fuese un amigo suyo, un compañero de instituto, un colega, con un lenguaje coloquial y desenfadado, jovial en unos momentos y lleno de rabia, de impotencia y de rencor en otros. El joven le ruega a Dios que el Atlético gane ese partido. Porque él es colchonero hasta la médula, igual que su padre, igual que lo era su hermano.

Son muchos los temas que podemos destacar en este breve cuento: 
- ¿la existencia de Dios? 
- la leucemia como enfermedad que rompe una vida.
- pérdida de un hermano, de un hijo.
- el fútbol como vía de escape y como seña de identidad.
- el atentado de Vallecas
- ...

Estas pocas líneas engloban un gran dramatismo y nos llevan  a muchas de las reflexiones que todos nosotros hemos sentido alguna vez. Y cuando uno tiene 18 años se hace tantas preguntas que necesita buscar respuestas. Un ser humano nunca podrá encajar la pérdida de un hermano, pero con esa edad aún menos. La vida es injusta por naturaleza, pero en la adolescencia lo es por imperativo legal, además. 

 Elige el tema que más te haya impresionado y danos tu opinión sobre cómo lo plantea Rafa, el protagonista de Demostración de la existencia de Dios. 

22 comentarios:

Elisa Román dijo...

El tema que más me ha llamado la atención ha sido el de la leucemia, que trata de la historia que cuenta Rafa en primera persona, dirigiéndose en todo momento a Dios.
Trata de Rafa, el protagonista, un chico de catorce años que experimenta una sensación de rabia por la muerte de su hermano Ramón, debida a la leucemia. Rafa siente que la vida es muy injusta, ya que a él le extirparon su médula espinal para ponérsela a su hermano e intentar salvarle y no funciona. Como sale mal, relaciona la muerte de su hermano con la existencia de Dios, que aunque él es ateo, se cuestiona su existencia y cree que Dios va en contra de su familia y que ha sido su culpa.
Una de las cosas que remarca Rafa, es el momento en el que has llorado tanto y te has sentido tan mal, que ya no te quedan lágrimas y te sientes impotente, ya que no puedes cambiar las cosas, y solo sientes rabia, asco y dolor.
Rafa destaca también, la manera en que la pérdida de un ser tan querido cambia a la gente. Ya que nos cuenta como su madre pasa de ser muy cariñosa, limpia, organizada… a ser todo lo contrario. En cambio nos da a entender que su padre cambia para bien, que antes de la muerte de Ramón se preocupaba menos por él y su hermana Mon, y ahora está mucho más pendiente y cariñoso con ellos.
Pero también nos dice el momento en el que a su hermana pequeña y a él, se les ocurre hacer todas las cosas lo mejor posible y no meter la pata para que todo resulte más fácil. Y deciden llegar todos los días dos minutos antes de la hora, poner siempre la mesa y traer todas las notas aprobadas.
Bajo mi punto de vista, es dificilísimo ver como la vida se lleva a alguien tan cercano a ti, alguien a quien admiras y quieres tanto, y sobre todo, alguien con dieciséis años, que merece seguir viviendo, siendo un adolescente y pasándolo bien.
Hacer todo lo posible porque alguien salga de una enfermedad y hacerte la ilusión de que saldrá bien, y que al final salga mal, es lo peor que puede pasar, porque te confías en que podrás seguir viendo a esa persona y que compartirás miles de momentos más con ella y cuando llega el momento de aceptar que no vas a verla más, te hundes.
También es muy difícil saber que necesitas dejar de recordar a esa persona y a la vez no querer olvidarte de ella, ya que has pasado toda tu vida a su lado y te ha dado los mejores momentos. Pero cuando te das cuenta de que te está afectando demasiado, piensas que no hay porque olvidarse de esa persona, simplemente no hay que tenerla siempre en mente.

MArian Gomez dijo...

“lo peor empieza cuando ya no puedes
llorar más, y entonces te das cuenta
de que la tristeza es más bien algo sucio,como un grumo gris, espeso…”
Almudena Grandes

Elisa, me sorprende y me ilusiona pensar que ésta era una de las frases que yo había subrayado en mi lectura, y que tú has destacado también.
Una reflexión estupenda la que has hecho y un tema muy duro.

Bienvenida y enhorabuena por atreverte a romper el hielo en este club de lectura.
Un saludo
MArian

fernando llavero dijo...

A mi el tema que mas me ha impresionado ha sido cuando se plantea la existencia de Dios y como habla de él y con él , habla con mucho desprecio como si el tuviera la culpa de todo lo que le ha pasado porque es comprensible su punto de vista si Dios ha creado todo tambien ha creado su sufrimiento nunca lei ningun libro que hablase asi de Dios y como con "rabia" a mi al principio puesto que vengo de un colegio de monjas pues me hacia gracia pero luego sigues leyendo y piensas joder lo que ha tenido que pasar este chaval para tener tanto rencor al que cree culpable de todo, como se plantea si existe Dios mediante la siguiente pregunta ¿Si Dios ha creado todo por qué ha tenido que inventar cosas como el dolor las enfermedades o la muerte? eso ha sido lo que mas me ha impactado/gustado

MArian Gomez dijo...

Fernando, por favor debes poner puntos para estructurar todo lo que planteas. Pero una vez dicha esta crítica, te doy la razón en que es una de las cosas que más sorprende.
No estamos acostumbrados a leer esta forma de tratar a Dios, pero es cierto que en nuestra vida siempre nos hemos planteado la injusticia del mundo si todo dependiera de un ser que lo ha creado todo.
El ser humano va madurando y se va planteando muchas cosas a lo largo de su vida. Ésta es una de las que yo me cuestioné muy pronto. Y esa capacidad de planteamientos es una de las pocas cosas que nos hacen libres.
Gracias, Fernando, por dar tu punto de vista. Te espero por aquí de nuevo.

Monica Gonzalez dijo...

Lo que más me ha sorprendido es la reflexión sobre la existencia de Dios. En este relato, la autora nos hace plantearnos la existencia de Dios sin dar ella su opinión sobre ello, ya que deja el tema muy abierto: por un lado apoya su existencia ya que casi toda la familia de Rafa cree fervientemente en Dios y Rafa, aunque al principio diga que no al fin y al cabo, al estar hablando con él también cree por que no quiere pensar que su hermano Ramón ya no está en ninguna parte; sin embargo, plantea una gran duda sobre su existencia ya que, si ese Dios misericordioso y justo existiese ¿por qué jóvenes de 16 años, con toda la vida por delante mueren de cáncer todos los días? o ¿por qué ETA pone bombas en barrios como Vallecas en los que mueren personas buenas mientras que terroristas, dictadores o torturadores sobreviven a operaciones de vida o muerte? "Porque tú existes, por eso" dice Almudena Grandes, dando a entender, en mi opinión que es justamente por lo contrario.
Todo el mundo se platea la existencia de Dios en algún momento de su vida porque, al igual que Rafa necesitamos algo a lo que aferrarnos o alguien a quien culpar de las cosas malas que nos ocurren y algo que nos de esperanza cuando más la necesitamos, "la religión es un consuelo".
Yo, personalmente hace tiempo que dejé de preguntarme por qué las cosas malas ocurren a las personas buenas o por qué el mundo es tan injusto a veces, me quedo con el pensamiento del padre de Rafa, las cosas pasan por casualidad, pura mala suerte que puede tocarte o no.

Iván Caballero Vázquez dijo...

Antes de todo, siento no haber podido hacerlo antes.
Reflexionando sobre el tema en cuestión, los tres puntos que más me han dado que pensar son:
- La facilidad con la que Rafa consigue hablar con Dios, alguien en quien no cree, y como le habla de esa forma tan personal, tratándolo de igual a igual.
- Como se plantea Rafa todas las cosas malas que ocurren en el mundo, y en especial, a quienes les ocurren. A Rafa le parece increíble que todas las desgracias las sufra la gente común o la que menos tiene, mientras que la gente rica vive en su nube de felicidad. Sobre este tema, Rafa culpa a Dios por permitirlo.
- La familia de Rafa me ha sorprendido, y especialmente su situación, debido a que Rafa y su hermana Mónica, ayudaron como pudieron con su médula y su sangre, respectivamente. A pesar de todos los esfuerzos, todo acaba saliendo mal,y cada miembro de la familia lo asume de una determinada forma.
(Buena introducción a esta entrada, con la frase "del Atleti hasta la médula")

David vicente dijo...

El tema que mas me ha sorprendido y que mas me ha llamado la atención, ha sido como Rafa intenta buscar una explicación a la muerte de su hermano Ramón.Rafa no entiende como un chaval de tan sólo 17 años puede morir de esa enfermedad que en el noventa y tantos por ciento como dice él, es curable y sale bien.
Y entonces es ahi,buscando una explicacion, donde entabla una conversación interior con Dios al que le culpa de la muerte de su hermano y de otras muchas cosas que no entiende como por ejemplo que haya terroristas,gente rica que la vida le va bien aun haciendo el mal a los demás.
Lo que más le reprocha a Dios es el esfuerzo en vano que ha hecho toda la familia por salvar a Ramón de la leucemia,donando médula a su hermano y Mo, su hermana pequeña, donando sangre.
Y para terminar me ha llamado también mucho la atención como Rafa le repite una y otra vez que no se pueden hacer tratos con él.

Lucia Torres dijo...

El tema que más me ha llamado la atención, es como a una familia le puede cambiar la vida en muy poco tiempo.
En esta historia nos está narrando como un chico de 17 años está enfermo de leucemia y tanto él como sus padres y sus hermanos luchan para poder vencer esa enfermedad, pero al final Ramón muere.
Rafa el hermano entabla una conversación con Dios, y le culpa de dicha enfermedad y no entiende como su hermano a podido morir tan joven y porqué si es verdad que existe y hace milagros no ha evitado la muerte de su hermano y no hace que gane el Atlético de Madrid.

MArian Gomez dijo...

Muchas gracias chicos por andar por aquí. Iván, ¿ QUÉ pasa que eres del atleti?

David, Lucía, es que no tiene que ser fácil asumir la muerte de un hermano verdad?

( perdonad que sea escueta pero con una sola mano ( ya sabéis la otra está vendada) no puedo extenderme mucho.
Pero sí leer vuestros comentarios!!!!!
Saludos a todos.

carlota zamora dijo...

El protagonista de este relato , se cuestiona la existencia de la Vida y piensa porqué a ellos , a su familia les ha podido suceder esta desgracia ,la muerte de su hermano Ramón.
Ve destruido todo su hogar ,la alegría y la felicidad que sentían al estar todos juntos , lo que le lleva a plantearse la existencia de Dios y el buscar un culpable.
En mi opinión el protagonista intenta descargar todo su dolor en forma de reprimenda hacía Dios ya que se niega a reconocer que su hermano se ha ido con tan solo 17 años y necesita culpar a alguien para soltar todo el sufrimiento que lleva dentro .
A mi parecer todo el mundo necesitamos algo o alguien que nos de la fuerza para llevar nuestro día a día ya que somos todos demasiado cobardes como para aceptar que la vida es solo una y hay que vivirla aunque esté compuesta de cosas buenas y cosas malas, sin temor a lo que venga después , si ese Después al fin y al cabo nos lleva a otra "Vida".

Ramiro Moreno dijo...

El tema que me ha podido causar más impacto y que me ha hecho reflexionar, ha sido sin ninguna duda la pérdida de un ser querido tan cercano como lo es un hermano, y de cómo un chaval de 16 años afronta dicha pérdida.
El momento en el que te explican que tu hermano tiene una enfermedad tan grave como es la leucemia, empiezas a plantearte que puedes perder a tu hermano de verdad, que no se va a ir de viaje y a las pocas semanas volverá, que no va a independizarse y solo le veras unos pocos días al año..., no, en ese momento te das cuenta que quieres a tu hermano más que a nada en el mundo y que lo darías TODO por él, que pedirías ayuda a cualquier persona con tal de que tu hermano continuara viviendo, y cuando haces todo lo posible por ayudarle, (como es el caso de Rafa) su vida se esfuma y tu hermano ya no es tu hermano, es lo que queda de él; entonces una sensación de amargura y tristeza invade tu cuerpo y rompes a llorar sabiendo que una parte de ti ha desaparecido y no volverás a recuperarla. Tarde o temprano empiezas a darte cuenta que llorar no va a solucionar nada y que la vida sigue adelante. Tienes que continuar haciendo como que nada de esto ha pasado, pero siempre con el recuerdo de tu hermano por delante, esa persona de la que siempre te has sentido orgulloso y que te ayudará a seguir hacia delante en los malos y en los buenos momentos.

Agnieszka Rodak dijo...

Sinceramente, cuando se trata de fútbol soy bastante pasiva; con que me digan el resultado del partido estoy más que satisfecha.
En este capítulo me han gustado, me han hecho gracia, los fragmentos en los que Rafa recurre al partido de fútbol para "olvidar", por un momento, la difícil realidad que está viviendo.
Me sorprende (aunque es comprensible) cómo por su impotencia ante la pérdida del hermano, su falta de ganas a seguir quejándose de todo, siempre acaba echándole la culpa a Dios.
Mientras dialoga con Él, al Atleti le van metiendo goles, lo que provoca aún más rabia en el chico y, otra vez, le echa la culpa a Dios de que no gane su equipo. Por ello, se da cuenta de la posibilidad de que éste exista pero es, a la vez, su enemigo.
Vale que esté pasando por una situación pésima, pero su vida no acaba ahí. Dios se llevó al hermano, pero a Rafa le dejó su oportunidad de seguir adelante. Su hermano será un buen recuerdo, el cual le animará a no rendirse y a levantarse de sus caídas.
Cada uno vive para morir y muere para vivir.

Iván Caballero Vázquez dijo...

Lo decía por la médula, no por el Atleti. A mi no me gusta el fútbol sinceramente.
Saludos.

Eva Pérez dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Eva Pérez dijo...

Cuando se muere un amigo, un familiar, un conocido, te pones muy triste. Pero si el que ha fallecido es un hermano, es como si un trozo de ti, de tu corazón, te lo hubieran arrancado.. y eso con el tiempo cicatriza pero tiene que pasar mucho tiempo, pues cuando está muy reciente y la herida está en carne viva, tienes una pena muy grande. Que por mucho que te digan "ya ha dejado de sufrir" o "ha pasado a mejor vida" eso no te consuela.
Yo no lo he sufrido en primera persona, gracias a Dios, o a quién sea. Pero mi madre cuando era muchísimo mas pequeña que Rafa, perdió a una hermana suya y siempre me ha contado como se ha sentido, y lo que haría si ella estuviera aquí. También he tenido una amiga que dió, como Rafa, su médula, con tan solo 3 años, a su hermano de 7, para que este se pusiera bueno, pero acabo falleciendo como el hermano de Rafa.
Nuestro protagonista Rafa perdió a su hermano, enfermo de cáncer, es decir, paso todo el proceso, con edad inmadura como es la adolescencia, por qué: le donará su médula para que se recuperará y ver a su hermana, Mónica, más pequeña que también lo estaba pasando mal, pero ella se refugiaba en la religión.
A Rafa lo que le hizo cicatrizar la herida es, lo que supongo, que a todo el mundo: recordar los buenos momentos que paso con su hermano, pensar como eran sus padres antes de que a Ramón le diagnosticarán el cáncer, (alegres, contentos, pendientes de sus hijos).
Pero cuando llega una enfermedad a una casa, todos los componentes se vuelves al revés de lo que eran: hay que ir al hospital, estar pendientes los unos de los otros para que no se desmoronen, y si es así, procuran que les de el bajón cuando están solos. Pero llorar no es malo y decir lo que sientes te alivia mucho, como hizo Rafa hablando con Dios durante el partido de fútbol: se abrió de tal manera, que eso que tenia guardado durante meses, le hizo cicatrizar la herida del corazón.
Cuando cojo el autobñus que bordea todo el cementerio de la Almudena, no dejo de pensar, cuantás historias hay habrá, cuantás vidas truncadas por el destino, por accidentes o por enfermedades. Porque todos ellos tenían algún pariente, ya fueran hermanos, o tíos.
Pero mi madre siempre dice "si no olvidas a esa persona, nunca se muere del todo".

Sergio López dijo...

¿De dónde nace la fe de las personas? Está claro que si existen tantas religiones y creencias en el mundo es porque la gente las necesita. El hombre necesita algo en lo que creer, por naturaleza, ya sea para crearse a sí mismo una finalidad por la que vivir en el mundo o algo a lo que aferrarse en los malos momentos. El hombre necesita pedir ayuda cuando algo le va mal y hay cosas que no las pueden solucionar las personas, así que surge la necesidad de un ente superior y todopoderoso, que haga milagros y de la seguridad personal que este busque.
En el relato podemos observar esto, ya que cuando Ramón empieza a tener leucemia, a lo primero que recurren es a pedir a Dios que se cure. Algo que incluso en los más ateos puede llegar a surgir como última medida cuando todo los demás falla.
Pero no por ello la de es simplemente un engaño, ni nada malo (lejos del fanatismo), pues existe mucha gente a la que la religión ayuda tanto en la sensación de bienestar interna, como en las formas de actuar en el día a día.

MArian Gomez dijo...

¿ de verdad Mónica ya no te planteas nunca por qué suceden las cosas a las personas buenas? Pues yo , cada vez que alguien querido recibe un revés, no puedo evitarlo.

Celia Fernández dijo...

La muerte es algo tan presente en nuestra vida diaria y tan enigmática que merece ser replanteada no solo una vez en tu vida; bastantes más. Es un tema del que no gusta hablar; pero sinceramente creo que cuando se muere alguien (cercano a ti sobretodo) es muy sano hablar de ello. Pero hablar en serio, no como siempre, que se dice siempre que fueron buenas personas.
Para empezar, si alguien ha fallecido no hay por qué mentir al hablar de él. De esta manera se conservará la idea de alguien que no era él. Y, además, cuando alguien fallece se tiende a intentar dejarlo en el olvido, o hablar lo menos posible. No digo estar hablando continuamente del tema, me refiero a que es de esta manera como realmente mueren.
Yo personalmente pienso que no estás muerto hasta que no hay nadie que te recuerde, que te lea, que te piense. Hay gente que ha fallecido pero nos siguen enseñando cosas, nos siguen transmitiendo. El ejemplo más claro; escritores y filósofos. Es muy triste dejar en el olvido a alguien. Yo, la verdad, a mi abuelo le siento muy vivo, y ya son varios años sin él. Pero me niego a dejar de pensar en él o preguntar sobre él. Me niego a que le entierren en su mente al igual que hicieron bajo tierra.
La muerte de un familiar te hace pensar. A mí me hizo madurar, y sobretodo a saber apreciar el tiempo. Rafa es muy valiente, porque soportar ese cargo sobre los hombros no es fácil. A parte del fallecimiento de un hermano, la madre cae en depresión. Como si no fuera bastante. Como medio de escape usa el fútbol, porque se necesita agarrarse a algo en esos momentos. Aunque indirectamente es a Dios a quien se agarra, a quien le pide ayuda. Y a pesar de que le echa cosas en cara, que dice que dejará de creer en él, que el partido lo va perdiendo, finalmente se da cuenta de que no puede cambiar nada. Lo que necesitaba era desahogarse, y una vez que lo ha hecho todos sus sentimientos se asientan. Comprende que la vida tiene sus cosas buenas y malas, pero que ya que estamos en ella, vamos a vivirla lo mejor que podamos, disfrutando y sabiendo ver las cosas positivas. Incluso aunque nuestro equipo pierda.
La comunicación es algo importantísimo y básico para el desarrollo de las personas. Si no lo hacemos, aprender a pensar sería muy complicado; más de lo que nos lo pone este mundo.

Monica Gonzalez dijo...

Lo que he dejado de hacer es culpar a Dios o a alguien de ello. La vida es muy injusta por naturaleza.

Oscar Barbacil dijo...

De lo que he leído es una parte muy impactante, debido a que rafa se pregunta si dios existe y si dios existe porque le ha hecho eso a su hermano y porque ha cambiado su familia.
Rafa solo es un niño de 17 años que se explica porque ha muerto su hermano, que intenta hablar con dios para poder explicarse el porque les ha hecho tal sufrimiento a su familia y Rafa quiere que su familia vuelva a ser como era antes de la muerte de su hermano, Rafa está intentando pedirle un favor a dios y al parecer no le hace caso y rafa dice que no se pueden hacer tratos con él.

Beatriz Alvarez Martin-Mora dijo...

En este relato Almudena Grandes nos cuenta la historia de Rafa,un niño de 17 años que se pregunta la existencia de Dios y el porque le ha echo eso su familia.
Ramón, es el hermano de Rafa, que muere por leucemia. Rafa pide un favor a Dios y no le hace caso. Él quiere que su familia vuelva a ser como era antes.

raul romero fernandez dijo...

El tema que más me ha impresionado sin ninguna duda es el de la leucemia ya que tengo a un amigo que la ha sufrido hace poco aunque ya sabemos como son estas cosas,que sin esperarlo al final puede suceder algo muy trágico.También me ha llamado la atención como se intenta refugiar en dar una explicación a la muerte de su hermano, por eso echa la culpa a Dios y nos hace entender que existe un dios pero que no obra para bien sino como le da la gana y por eso Rafa está frustrado y no entiende como una persona "inocente" y con toda una vida por delante fallece.

 
Copyright 2009 CLUB DE LECTURA. Powered by Blogger
Blogger Templates created by Deluxe Templates
Wordpress by Wpthemescreator