BIENVENIDOS AL CLUB DE LECTURA DEL IES J.RODRIGO DE MADRID

Uno es dueño de grandes ideales y de pequeñas lecturas, y las pequeñas lecturas nos definen tanto como nuestros grandes ideales. L. G. Montero



martes, 20 de octubre de 2015

AGATHA CHRISTIE, VIDA DE NOVELA




Comienza el primer club de lectura de este curso. Los alumnos de 4º ESO y los de 1º BACH del IES Joaquín Rodrigo pueden disfrutar de la lectura de DIEZ NEGRITOS DE AGATHA CHRISTIE y aportarnos sus puntos de vista. Hoy hablaremos de un episodio curioso de su autora, y poco a poco iremos adentrándonos en la novela . 

Se trata de un misterioso suceso que bien podría haberse incluido en alguna de sus novelas policíacas y sobre el que curiosamente Agatha Christie no habló en su Autobiografía. Veamos qué sucedió exactamente para que nadie tuviera noticias de la autora durante cerca de dos semanas.

Llevaba Agatha Christie casada 12 años con el coronel Archibald Christie, aficionado a los viajes y al golf. Tras la muerte de la madre de Agatha, ésta fue a la casa familias a poner orden y su marido, egoístamente, fue a vivir a su club de Londres. Archibald solo apareció, unos meses después, para decir que se había enamorado de una tal Nancy Neele, una señorita con la que jugaba al golf, y que se quería separar.

Agatha desapareció la noche del 3 de diciembre de 1926. Salió en coche de su casa en Styles (condado de Berkshire, al oeste de Londres), no sin antes subir al piso superior para darle un beso a su hija, Rosalind.

Su automóvil, un Morris Cowley, fue encontrado después abandonado en una cantera cerca de Guilford, al sur de la capital británica, pero sin rastro de la novelista. ¿Dónde estaba la que por entonces ya era una escritora famosa? Parecía habérsela tragado la tierra.









La inexplicable desaparición causó profunda inquietud al Gobierno británico, movilizó a la Policía, ocupó primeras páginas en los periódicos más importantes del país y sumió en la perplejidad a sus familiares, amigos y lectores.

Unos dijeron que había muerto (o que había sido asesinada), otros que se había escapado con un hombre, muchos pensaron que se trataba de una maniobra publicitaria o de una extravagante broma de la escritora, que intentaba demostrar así la viabilidad de alguna de sus tramas novelísticas: cómo de desaparecer sin dejar huella.

Hasta el célebre novelista Arthur Conan Doyle, creador de Sherlock Holmes, intentó ayudar en las pesquisas, aunque sin éxito.

Tras once días sin conocerse su paradero, Agatha Christie fue encontrada finalmente en un hotel balneario de lujo de la ciudad de Harrogate (norte de Inglaterra), sola y haciéndose llamar Teresa Neele (el mismo apellido que la amante de su marido).

La escritora había perdido por completo la memoria (había huido, se había fugado de sí misma); llevaba diez días instalada en ese hotel, tomando los baños, jugando a las cartas con los otros huéspedes y comentando con ellos el extraño caso de la escritora desaparecida.

Incluso, preocupada al ver que no recibía ninguna correspondencia, insertó un anuncio en el diario "The Times": «Amigos y parientes de Theresa Neele, pónganse en contacto con ella. Hydropathic Hotel, Harrogate». Naturalmente, no recibió ninguna respuesta.





Recientemente, el médico y escritor británico Andrew Norman, que publicó una biografía sobre la autora inglesa ("The finished portrait", 'El retrato acabado'), ha investigado el caso y cree haber resuelto el misterio. Norman ha llegado a la conclusión de que Christie sufrió un padecimiento amnésico denominado "estado de fuga".

Se trata de un raro trance amnésico generado por un trauma o una depresión, pues encajan los síntomas que mostró Christie durante su estancia en Harrogate.

La extraordinaria desaparición inspiró años después la película "Agatha" (1979), en la que Vanessa Redgrave interpreta a la escritora y Timothy Dalton encarna a su marido, Archi Christie.

En fin, como no podía ser de otro modo el misterio planea sobre un episodio de la vida de la autora que tan magistralmente sabía llevarnos a la duda y la intriga en sus novelas... aunque, a diferencia de la vida real, en estas siempre se encuentra una explicación lógica a lo sucedido.
Es curioso ver como las personas que nos llevan por el misterio y  se inventan mundos de ficción ... caen rendidos a los misterios de la vida.

¿Qué te parece esta extraña desaparición de la autora del suspense?????



13 comentarios:

Agnieszka Rodak dijo...

Como si fuera otra de sus novelas, pero esta vez siendo ella misma la protagonista, asombroso!
Por cierto, excelente escritora. Disfrutad mucho ;)

Agnieszka Rodak dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
MARIAN GOMEZ YAGÜE dijo...

Gracias Inés por estar ahí. estas invitada a leer la obra y a disfrutar con nosotros.

Natalia Minero dijo...

Me parece que es un tanto extraño que una escritora de novelas policíacas desaparezca embarcándose inconscientemente en una historia parecida a cualquiera de sus novelas de suspense.
Por otra parte pareciera que se hubiese adentrado en cualquiera de sus personajes sintiendo una historia tan misteriosa como las que escribía.
Pero, ¿qué podíamos esperar de una escritora tan increíble como ella?

Marina Daganzo dijo...

¿Y por qué no vivir ella su propio misterio?
Pienso que Agatha quiso verse reflejada en una de sus novelas.
Ella misma creó una historia, inventándose una identidad falsa, para establecer un ambiente de misterio en torno a ella, en la que era la auténtica protagonista (si de verdad hubiese sufrido un padecimiento amnésico, no se acordaría del apellido de la amante de su marido).

Alberto Pascual dijo...

Me ha impresionado esta extravagante historia. ¿Una escritora de novelas de misterio que vive un autentico misterio en la vida real?
Me pregunto si la escritora de verdad era consciente de lo que estaba haciendo, o como dijo Norman, se trataba de un caso de amnesia provocado por lo sucedido con su marido.
También para mí es un misterio, el porque la escritora al perder la memoria usa el nombre de “Theresa Neele”, usando el apellido de la amante de su marido. Esto me lleva a pensar de nuevo: ¿Se acordaba de todo o simplemente el trauma provocado por lo de su marido la hizo usar el apellido de su amante?
Una historia llena de misterio que no es de extrañar que se haya llevado a los cines.
A mi parecer, una historia de misterio increíble que parece sacada de uno de sus libros.

Daniela Suru dijo...

Me sorprende el hecho y la historia en sí, como si una de sus famosas novelas se tratase. Agatha, sin ir más allá de una simple biografía, queda retratada en sus novelas, y sus pensamientos en tantas palabras. El misterio que supone para cada persona analizar realmente las causas de la fuga de la novelista y el por qué del cambio de identidad, me hace pensar en su familia y en sus entornos, de manera que nos invita a divagar por su vida.
La adaptación al cine de la historia me parece una idea excelente porque sin ir más lejos, el singular relato de la noticia parece una más, de las obras de Agatha Christie.

Emily Cevallos dijo...

El poder vivir en carne propia una historia es emocionante aunque un poco perjudicial ya que si nos pasa lo mismo que a ella no sabría qué hacer.
A ella en el tiempo que pasó en ese sitio como se habrá sentido o que es lo que pasaba por su mente.
Agatha sufrió eso por su marido pero podría sufrir eso por otra cosa que viera o que le dijeran.
Pero en el momento que decidió dejar a su hija en casa y salir que se le pasó por la mente al hacer eso. Aunque ella no haya tendido la culpa y su mente le jugó una mala pasada.
Me he estado haciendo unas cuantas preguntas como ¿ cómo se le ocurrió ese nombre ? o en el momento que volvió a la lucidez que se dijo así misma.

Minerva Nalvarte Campos dijo...

Que interesante suceso, aunque bastante extraño en sí. Pero lo que yo pienso es que ella misma se volvió en un personaje que ella relataba en muchos de sus libros, esa forma de "escaparse" y que de repente haya perdido la memoria y no se acuerde de nada es bastante curioso aunque después de todo lo que pasó con su marido es lógico que tuviera el comportamiento deprimido y a lo mejor eso le influyó en que se escapará así tan impredecible.

Dennisse Vinueza Moyano dijo...

Este suceso es en verdad una novela policíaca en la vida real y vivida por una gran autora de novelas de este género. Es asombroso que Agatha Christie haya podido hacer todo lo que hizo y sin planear nada. Es cierto que todo ocurrió por su pérdida momentánea de memoria pero es increíble también que haya llegado hasta a inventarse un nombre falso y a poner un anuncio en el periódico para que una familia inexistente se contactara con ella. Incluso sin saber quien era, consiguió crear todo un misterio el cual no se encontraba en una de sus obras. Todo por causa de una depresión que sintió por culpa de la infidelidad de su marido. No sé como se sentiría Agatha pero yo estoy sorprendida de todo lo que hizo de improviso.

Peter Vera dijo...

¡Interesante!, una vez muestra más de que el funcionamiento del cerebro a veces es algo impredecible.

En mi opinión, Agatha se merecía unas vacaciones de si misma, por todo lo ocurrido, y su mente se las dio, voilà, borrado mental gratuito y once días de paz.

MARIAN GOMEZ YAGÜE dijo...

Curiosa la anécdota, ¿verdad?

Andrea Castillo Aguilar dijo...

Es una historia a la altura de la escritora. Pienso que ella misma quería convertirse en un misterio imposible de descifrar igual que en sus novelas. Estoy de acuerdo con lo que comentan mis compañeros, ¿si sufría amnesia como iba a acordarse de el apellido de la amente de su marido?
Desde luego Agatha Christie fue una mujer increíble en todos los aspectos.

 
Copyright 2009 CLUB DE LECTURA. Powered by Blogger
Blogger Templates created by Deluxe Templates
Wordpress by Wpthemescreator